Estaréis todos de acuerdo conmigo en que las vacaciones son la peor época del año para todos y cada uno de nosotros. Durante este tiempo de no tener obligaciones y poder disfrutar de nuestros hobbys todos sujetábamos el mojito pensando

“¿Cuándo podré volver a la monotonía, a los madrugones, a las fechas límites de entrega?”

Pues bien, por fin todo ese tiempo de rubias jugando a volley y de viajecitos a la naturaleza se ha acabado. ¡Ya era hora! Desterrado el bañador podremos recuperar el cuello de la camisa, la corbata e incluso a los bien queridos jefes o profesores.

Este artículo está hecho para los que empezamos en algún sitio nuevo, ya sea nuevo curso, nuevo trabajo y nos enfrentamos al hecho de que llegamos a un grupo ya hecho. ¿Que actitudes tomar conmigo mismo y con los demás en estas circunstancias?

El contexto al que nos enfrentamos tiene ciertas particularidades que sería poco práctico no tener en cuenta.

 

PARTICULARIDADES DEL GRUPO NUEVO

-Ellos también han vuelto al tajo. Algunos podrán estar pasando la llamada “Depresión postvacacional”, otros simplemente desearían estar en cualquier otro sitio del planeta menos allí.

-Existe una jerarquía grupal o roles intragrupo (dentro del grupo) que tú desconoces.

-Aunque ya han vuelto a la monotonía, el cuerpo les pide un poco de mandanga. Deben buscar un equilibrio entre lo que les pide el cuerpo y los horarios que necesitan imponerse para cumplir sus obligaciones.

 

PARTICULARIDADES DE TU SITUACIÓN

Tu energía no está por las nubes. Has pasado de dormir 12 horas al día a 6 si tienes suerte.

Sientes más apego por tus anteriores grupos que por este conjunto de desconocidos llenos de bolígrafos.

-Tienes más ganas de mandanga que Paris Hilton en fin de año.

 

CONSEJOS PARA INTEGRARTE EN EL NUEVO GRUPO

-Antes de ir a tu nuevo destino mentalízate. Puede ser que tu estado sumado al suyo provoque que tus prejuicios te jueguen una mala pasada. No evalúes a los individuos hasta pasados varios días.

-Ten una actitud activa. Exígetelo. Saluda. Preséntate.

-Utiliza la comunicación emocional para que se vinculen a lo que tengas que contar.

-Muestra interés por su funcionamiento cómo grupo. ¿Cómo se hacen las cosas? ¿Qué cafetería mola para almorzar?

Flexibiliza tu ego. Se asertivo en tus decisiones e ideas, pero recuerda que ellos tienen su propio modo de actuar desde antes de que tu aparecieses.

-Recuerda que llegar a un nuevo grupo supone la oportunidad de disfrutar de nueva gente y enriquecerte cómo persona.

 

Ahora, sin que sirva de ejemplo os voy a contar algo que se me ha ocurrido. Este año tengo una asignatura en la que  voy a ser el alumno más mayor pues es la única que me queda de primer ciclo y me he cambiado de plan y demás historias. Total, que tengo que ir a clase con gente de 18 años más o menos. Mi idea es ir el primer día muy arreglado. Peinado con coleta recogida y sin pendientes.

Entraré en clase un par de minutos antes de que empiece y comenzaré a impartir la clase cómo si fuese el profesor. Me lo merezco. Toda mi vida he deseado hacerlo. No se si luego querrán compartir apuntes. Ya os contaré…

 

helio

helio

Estudió Psicología en la Universidad de Valencia, Desde los 18 años se dedica profesionalmente a la instrucción en habilidades sociales, convirtiéndose en un referente en el mundo de la comunicación, motivación y mejora personal. Álvaro Tejedor

11 Comments

  • Manuel dice:

    Hola Helio

    Gracias por el articulo, la verdad es que este año estoy en la misma carrera pero en segundo y hemos cambiado de edificio y hay algunos de mi grupo pero la mayoria no los conozco y estaba pensando estos dias socializar y que sea lo que sea jaja.

    Por cierto, ya nos contaras como va lo de impartir la clase jajaja 😛

  • Compartimental dice:

    Jajajaja buenisimo profe!! Yo este año empiezo psicología y tengo otro curro, asi que tomo buena nota para este curso 2012/2013!!
    P.D.: Justo cuando te presentes al principio coge un euro y dile a la persona que quieras que te traiga un café y cuando venga el profesor sientate al lado de esa persona en su ausencia. Si le hace gracia pues genial y que aprove che, y si no explicale que te parecia una idea muy original para conocer a gente nueva de clase y por supuesto invitale al café. Un abrazo.

  • Hector dice:

    Yo quería hacer eso, pues comencé una carrera universitaria y soy el mayor por unos cuantos años al grupo en general, pero el primer día llegué tarde y perdí la oportunidad 🙁

    • Dickens dice:

      Héctor, debiste CREAR la oportunidad, Helio nos plantea un ejemplo; pero hay que apelar a la creatividad para encontrar maneras de interactuar…

      En mi caso, mientras q las mujeres no eran mi fuerte, pero como ya he crecido precisamente con todo esto (EgolandSeduccion), prefiero empezar a hablar con las tias y a partir de eso, después ir con los tios…
      Preguntas frecuentes como lo ha plantado Helio en estos casos interprétalos como «abridores», solo que no con solo tias, sino con cualquiera que se te atraviese…

      «¿Sabes que tál es este profesor para calificar?», «¿Qué te pareció esta primera clase?»…

      Las oportunidades se CREAN!
      Saludos

    • helio dice:

      Puedes hacer otra cosa. Creatividad social heterosocial mandaguera 2.0!

  • Pep Dueñas dice:

    Hahaha Helio si hazlo!…Yo hice exactamente lo mismo hace un año entre al salón pretendiendo ser el profesor y fue una buena broma para la mayoría, a algunos les dio igual pero en general fue buen rompe hielos para conocer a más amigos y amigas.

  • Grimaldi dice:

    Molaaaaaaaaaaaaaaaa…

  • lucas dice:

    no me canso de leeros, ¿xq no os llevan a la tele?

Leave a Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies. Mira nuestro aviso legal.

ACEPTAR
Aviso de cookies